Quizá sólo por casualidad, señala un artículo del periodista Jorge Palacios que les adjuntamos íntegro, pero lo cierto es que la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) hizo público su dictamen previo no vinculante sobre el Código de Buenas Prácticas que los concesionarios pretenden firmar con los fabricantes de automóviles sólo unos días antes de que Faconauto celebrase su XXV Congreso Nacional en la ciudad de Sevilla.

Dicho dictamen ha sido negativo para bastantes de las propuestas incluídas en el proyecto de Código de Buenas Prácticas por Faconauto, algunas de las aportadas por Ganvam y menos desde Aniacam.

La CNMC piensa que las propuestas de Faconauto y Ganvam que han recibido su dictamen negativo conducirían a una plataforma de negociación colectiva con los fabricantes, lo que por definición va en contra de la libre competencia, al impedir la autonomía de negociación de cada concesionario con su correspondiente fabricante.