En el transcurso de su Congreso Anual, Faconauto ha presentado las cifras del cierre del pasado ejercicio, entre las que ha destacado el dato de empleo. Los concesionarios españoles de automoción emplearon de manera directa a 153.928 personas en 2016, generando 7.342 nuevos puestos de trabajo. El número de empleos indirectos es de alrededor de 550.00 trabajadores.

Por otro lado, el incremento en las matriculaciones del año pasado ha impulsado la facturación del sector, que alcanzó los 30.686 millones de euros, un 7,5% más que la obtenida un año antes. De esta manera, su rentabilidad media se elevó hasta el 1,5% sobre la facturación, lo que se aleja, un ejercicio más, de las expectativas de los concesionarios, que han pedido a las marcas que pongan su rentabilidad entre sus prioridades.

Con estos datos, la distribución y reparación de vehículos representó el 2,79% del PIB nacional en 2016, según estimaciones de la patronal, habiendo hecho, además, inversiones en instalaciones y tecnología por valor de 1.850 millones de euros.

En la actualidad, Faconauto representa los intereses de 2.198 concesionarios de turismos y 268 de vehículos industriales y maquinaria agrícola, de los que dependen aproximadamente las 1.726 empresas del segundo nivel de distribución (agencias y servicios oficiales), lo que totaliza más de 4.036 pymes de automoción.