Hella Pagid, que ofrece más de 14.000 repuestos de frenos para turismos y vehículos industriales ligeros, planea expandir su gama de discos de freno para mercados y modelos seleccionados de BMW que incluye una pieza de discos de freno. Cabe recordar que la compañía especialista en sistemas de frenos, con sede en Essen, presta servicio al mercado de repuestos independiente y opera conjuntamente junto a los especialistas automotrices TMD Friction y Hella.

Con estos discos de freno de una pieza fabricados en hierro gris con alto contenido en carbono (High Carbon), Hella Pagid ofrece una alternativa económica, con un precio inicial más bajo, que se suma a los discos de freno compuestos de dos piezas para los modelos BMW, ya conocidos dentro de la gama Hella Pagid. Al igual que los de dos piezas, los discos de freno BMW de una pieza se diseñarán para ofrecer la máxima resistencia, durabilidad, potencia y comodidad de frenado, siguiendo las exigencias de equipo original.

Estos discos de freno de una pieza tienen un alto contenido en carbono, lo que permite un rendimiento óptimo de los frenos y su enfriamiento mediante una disipación de calor más rápida debido a la estructura del material, así como al recubrimiento anticorrosión. Este revestimiento ecológico a base de agua evita la corrosión en la llanta y la copa del disco, por lo que los discos de freno siguen teniendo un buen aspecto incluso después de mucho tiempo.

Además, los talleres se favorecerán del hecho de que, si fueran necesarios tornillos de fijación, éstos serán incluidos para permitir una instalación rápida y sencilla.

Debido a las regulaciones para la aprobación de discos de freno dentro de la UE, que están en vigor desde hace varios años, y los altos esfuerzos y costes asociados, los discos de freno de una pieza se venderán exclusivamente en países fuera de la UE.

A partir de su lanzamiento al mercado a finales de 2020, se ofrecen 18 discos de freno BMW de una pieza para aproximadamente 70 modelos BMW con una amplia gama de tipos de motores, desde la serie E desde 2001 hasta la actual serie G, desde la de la serie 1 de BMW al Z4 Roadster a la serie 8 de BMW, así como de los modelos SUV de X3 a X7. En el futuro, la gama se ampliará continuamente a través de series de modelos BMW adicionales.

Gracias a esta cobertura con discos de freno BMW de una pieza, Hella Pagid ya presta servicio a un parque de vehículos de aproximadamente 13,5 millones de vehículos en todo el mundo (fuera de la UE) desde finales de 2020.