Aema-ITV explica en un nuevo post las principales faltas a evitar en esta Semana Santa:

  1. ITV pasada. No llevar la inspección técnica de vehículos en regla es una falta grave. Y por supuesto falsificar el sello. Desde el año pasado se puede adelantar la fecha de la inspección sin perder plazo de validez.
  2. Neumáticos. Con la medida adecuada. Se revisará huella y desgaste.
  3. Cinturón de seguridad en perfecto estado. Y que ancle bien.
  4. Pérdida de aceite con goteo. Aema-ITV alerta de las fugas y escapes.
  5. Luces del cuadro de mando y faros en buen estado.
  6. Emisiones. No se deben superar los niveles permitidos. Entra en vigor la nueva normativa de comprobación del sistema de control de emisiones a través del OBD.
  7. Fallos en la carrocería. Aristas vivas o cortantes, cerraduras en mal estado, partes cortantes,... La carrocería debe estar libre de defectos que puedan afectar a la integridad del vehículo o a la seguridad de las personas. Según recoge el capítulo 2 del Manual de Procedimiento de Inspección de las ITV, mediante inspección visual se comprobará “el estado estructural del chasis y de la carrocería prestando especial atención a los efectos de oxidación o corrosión y a eventuales problemas de sujeción.
  8. Y a la pregunta, ¿se puede circular sin la ITV? No. En caso de una ITV desfavorable sólo se puede llevar el vehículo de la estación de la ITV al taller para reparar los defectos y del taller a la ITV para la segunda inspección del vehículo. Si la inspección ha sido negativa, el coche queda inmovilizado. Las ITV evitan al año 130 víctimas mortales, cerca de 12.100 heridos y 17.700 accidentes. Además, las muertes prematuras evitadas por exposición a contaminantes atmosféricos pueden evaluarse en unas 406 al año.