Schaeffler ha reorganizado recientemente su negocio de posventa para vehículos comerciales. Más allá de una oferta ampliada de producto en todas sus marcas, la división de negocio de Schaeffler cuenta ahora con una mayor orientación al cumplimiento de las necesidades futuras de transportistas y operadores de flotas. De este modo, la compañía se orienta con sus soluciones a aumentar el tiempo de actividad de los vehículos y a reducir el coste de propiedad (TCO) de los mismos.

La nueva división de “Vehículos Comerciales”, con una estrategia y estructura optimizadas, y un claro enfoque B2B, contribuirá a desarrollar e implementar nuevas ideas para incrementar el tiempo de uso de los vehículos con menores costes operativos. Para ello, el catálogo Schaeffler para Vehículos Comerciales incluye ahora cuatro marcas: LuK, INA, FAG y Ruville. Además, la nueva división viene acompañada de una clara diferenciación por segmentos de vehículos.

Además de contemplar el segmento de “Vehículos Comerciales Pesados” (Heavy Commercial Vehicles o HCV, en sus siglas en inglés) y el de “Tractores y Vehículos Agrícolas”, se ha añadido un nuevo segmento denominado “Vehículos Comerciales Ligeros” (LCV) como tercer pilar. El objetivo de estos tres segmentos específicos será dar una respuesta aún más rápida a las necesidades del mercado en el futuro.

“Para los gestores de flotas, los costes de las piezas de repuesto son normalmente menos relevantes: apenas representan un 5% del coste total de propiedad de un vehículo. En cualquier caso, los recambios de alta calidad contribuyen decisivamente a ampliar los intervalos de mantenimiento”, comenta Keith Leadbeater, director de Vehículos Comerciales en Schaeffler Automotive Aftermarket . “Esto a su vez aumenta la movilidad de los vehículos y minimiza el número de reparaciones necesarias. Por eso, la decisión sobre qué tipo de componentes usar en las reparaciones de la flota es una cuestión prioritaria para los operadores”.

Como consecuencia, el objetivo del segmento “Vehículos Comerciales Pesados” es diseñar soluciones de reparación inteligentes para camiones, autobuses y semirremolques. La oferta de producto contempla, entre otros, embragues LuK, componentes de transmisión por correa y rodamientos de INA, y cojinetes y rodamientos de FAG. Entre toda la oferta Schaeffler destaca el FAG SmartSET, una solución para el mantenimiento y reparación de los rodamientos de rueda que, tras su lanzamiento en 2016, está lista para su despliegue global.

Por su parte, el segmento “Vehículo Comercial Ligero”, integrado en la estrategia de la unidad de Vehículo Comercial, ofrece un amplio portfolio de productos de sus cuatro marcas: LuK, INA, FAG y Ruville, con soluciones de reparación para transmisiones, motor y chasis que garantizan una fácil instalación y mínimos tiempos de inmovilización. Por último, el segmento “Tractor y Vehículo Agrícola” contempla la oferta de embragues para tractor de la marca LuK, así como un creciente número de soluciones INA y FAG.

Por otro lado, y bajo la marca REPXPERT, Schaeffler ofrece un completo programa de servicios para sus productos y soluciones de reparación no sólo para turismos, sino también para vehículos comerciales ligeros y pesados y tractores. Los usuarios registrados en el portal Repxpert.com pueden encontrar información sobre servicios técnicos, incluyendo hotline, guías de instalación, vídeos, seminarios y eventos.