Continental contribuye a la seguridad de las carreteras con ayuda de Vodafone gracias a una nueva plataforma digital de monitorización de neumáticos, ContiConnect. Las empresas están utilizando Internet de las Cosas (IoT) para conectar flotas de vehículos comerciales con esta plataforma digital de monitorización de neumáticos para mejorar la seguridad vial y la eficiencia de los vehículos.

ContiConnect está implantado actualmente en Estados Unidos, Canadá, Malasia y Tailandia, mercados a los que seguirán otros de Europa y Asia en 2018 y 2019. ContiConnect transmite valores de temperatura y presión de los neumáticos a un portal web central a través de la red inalámbrica, para que los responsables puedan monitorizar los datos de la flota completa de forma continua. El sistema envía alertas por correo electrónico o SMS al responsable de la flota si la presión o la temperatura se desvían del valor definido, y recomienda medidas correctoras cuando es necesario.

La nueva plataforma ayuda a prevenir averías relacionadas con los neumáticos que afectan a las flotas comerciales y, además, maximiza la disponibilidad de los vehículos. La red de comunicaciones móviles de Vodafone transmite los datos de forma segura y fiable y en tiempo a destinos de todo el mundo.

Los sensores especiales de Continental monitorizan continuamente los datos de presión y temperatura de los neumáticos y los transmiten a una unidad receptora. A continuación, la unidad receptora transmite los datos en tiempo real al 'backend' de Continental, donde los analiza un programa de software. Si alguno de los valores alcanza un punto crítico, ContiConnect envía una alerta para que responsable de la flota tome medidas inmediatas.

ContiConnect sitúa los vehículos comerciales en una dimensión ecológica. Los flujos de datos regulares que se envían a los responsables de flotas les ayudan a planificar la sustitución y el mantenimiento de los neumáticos con mayor eficiencia, mejorando su rendimiento operativo y su vida útil. La monitorización de la presión de los neumáticos también contribuye a proteger el medio ambiente, pues el uso de la presión óptima ayuda a ahorrar carburante y a reducir las emisiones de CO2 de los vehículos comerciales.