La Asociación Catalana de Recambistas Cira celebra en la Fábrica Moritz de Barcelona la 3ª Jornada de la Distribución en Cataluña, en la que ha reunido a un centenar de profesionales entre distribuidores, fabricantes, asociaciones y prensa profesional. La reunión ha comenzado con el discurso de bienvenida del presidente de Cira (Asociación Catalana de Recambistas), Juan José Rodríguez, quien ha agradecido la presencia a los asistentes y enumerado la junta directiva de la patronal que dirige, nombrada este mismo año, y en la que figuran, entre otros, Agustín García (Aicrag), Max Margalef (EMM) o Juan Ramón Cervantes (ISI Condal).

Seguidamente, Miquel Ángel Fraile, secretario general de la Confederación de Comercio de Cataluña, ha expuesto que es un honor y satisfacción estar apoyando al sector con todas las dificultades que tenemos en la actualidad, "teniendo en cuenta que muchas de las compañías de automoción son pequeñas y medianas empresas. Estamos delante de muchos cambios y jornadas como éstas son necesarias. Sé que sois gente inquieta y seguro que ya estáis haciendo cosas para anticiparse, básico para prever qué va a suceder", ha subrayado.
Tras él, Josep Maria Recasens, director general de Comercio de la Generalitat de Cataluña, ha confesado en sus primeras palabras su pasado familiar en el sector posventa automoción, debido a que su padre y tío fueron propietarios de una tienda de recambios en El Prat del Llobregat (Barcelona). Recasens ha recalcado que, a nivel institucional, es importante compartir este tipo de reuniones, "porque el servicio que se presta a los asociados es fundamental".
Ya durante la primera ponencia de la jornada, 'Procesos de optimización de costes en la logística', Miguel Ángel Jiménez (CDN, Cadena Logística), señaló que los costes en logística siempre tienen un porqué. El primero es que estamos en un sector muy atomizado, donde el 60% de los talleres son pequeños (con uno o dos trabajadores) y donde los vehículos que acuden a los centros de reparación son muy antiguos.
Existe asimismo en el sector un gran número de recambistas. ¿Qué hacer entre costes y servicios?, se cuestionó. La respuesta es siempre bajar costes, aunque eso signifique disminuir servicios. Debemos tener en cuenta, agregó, que en muchas ocasiones hay un exceso de almacén, es decir, de costes de ineficiencia. Entre los costes ocultos destaca que el 30% de las referencias no tienen ventas, que el 65% de las cajas no se mueven y que el 70% del tiempo las furgonetas están paradas.
Para mejorar estos costes, en primer lugar se debe rediseñar las estanterías, aunque lamentó que todavía en la actualidad hay muchos recambistas que se niegan a realizar cambio alguno. También es básico el orden, pues por ejemplo colocar los productos en el suelo no es correcto. Jiménez recomendó escribir los procesos, siempre buscando el que sea mejor, que el stock sea lo que vendemos, ya que "lo ideal es comprar según vendes", y vigilar la productividad, porque un bajo control con un sueldo fijo provoca que la productividad disminuya.
A continuación, David Esverit, consultor de estrategia empresarial, centró su ponencia en la fidelización y el trabajo en equipo en una empresa de recambios. Esverit comentó una regla de oro para la fidelización, que pasa por dar al cliente algo más de lo que espera recibir por el precio que ha pagado. Asimismo, comentó la importancia de generar marca y de orientarnos a trabajar con un esfuerzo extremo en estos momentos de dificultad.
El ponente también aludió a la necesidad de las empresas de ser transparentes y comunicar adecuadamente lo que hacen. Señaló que los clientes esperan también empatía y consejos sobre su proceso de negocio e incluso aportar soluciones y creatividad que le ayuden en su actividad.