Preferencias de los conductores europeos en 2020 (Informe AutoScout24)

La irrupción del Covid-19 en toda Europa ha provocado que el uso del coche aumente un 32% en este 2020 entre los ciudadanos del Viejo Continente al considerarlo el medio de transporte más seguro frente a la propagación del virus, según datos del Informe “El coche en tiempos del Coronavirus” del portal especialista de automoción AutoScout24, elaborado a partir de las respuestas de 5.800 encuestados en once países.

Frente a otras formas de desplazamiento como el transporte público, el vehículo particular es percibido por ocho de cada diez europeos como el medio más seguro para realizar trayectos como ir al trabajo o llevar a los niños al colegio. De hecho, hasta 32 millones de personas al mes han sido usuarias del coche a lo largo de este año en toda Europa, según AutoScout24.

En este contexto, a pesar de cómo ha afectado la pandemia a la economía doméstica, apenas un 25% de las personas interesadas en adquirir un coche este año redujo su presupuesto para ello, mientras que alrededor del 70% no lo ha variado y un 4% ha decidido incluso aumentarlo. Debido a la coyuntura sanitaria actual, en muchos casos el coche se ha vuelto una prioridad para las familias por una cuestión más de seguridad que de movilidad, siendo el vehículo particular más importante que antes para siete de cada diez europeos.

De todos los modelos disponibles en el mercado, cinco fueron los que coparon más del 14% de la demanda en Europa. El más popular volvió a ser el Volkswagen Golf, con el 3,7% de las compras totales y un precio de 16.400 euros, seguido del BMW Serie 3, con algo más del 3% de la demanda por unos 17.600 euros de media. El tercer modelo más buscado fue el Mercedes Clase C, seguido muy de cerca del BMW Serie X y el Mercedes Clase E.

Todos ellos son modelos de combustión tradicional pues su oferta, por ejemplo en el caso de España, sigue siendo 20 veces mayor que la de los modelos eléctricos e híbridos, por un precio de 10.000 euros menos, según autobiz. En el apartado de electromovilidad, el automóvil más popular en Europa fue el Tesla Model S, y detrás de él, el Renault ZOE.

Por marcas, las que tienen mejor consideración entre el público son Mercedes Benz (13,87%) y BMW (12,32%), junto con Volkswagen (11,44%). En cuanto a los colores, los europeos tienen claro que sus favoritos para su vehículo son el negro (27,87%), el gris (19,65%) y el blanco (16,16%).