El mercado de vehículos industriales experimentó un crecimiento durante el primer trimestre de un 25%, con 5.721 unidades. De hecho, marzo fue el mejor mes - con un volumen de 1.725 unidades matriculadas - y se ha vivido el mejor trimestre en la venta de camiones desde 2008.

La evolución de este segmento suma ya 18 meses de crecimiento continuado. Sin duda, para un buen desarrollo económico del país, es necesario un buen impulso industrial. La industria es un bien que genera riqueza, empleo y bienestar social.

Por otro lado, la financiación y el crédito es cada vez más accesible, por lo que está proporcionando a las empresas y transportistas la oportunidad de renovar o ampliar sus flotas de vehículos industriales. Esta tendencia de mejora debe de continuar y, para ello, es importante seguir apoyando a sectores estratégicos que aporten valor añadido, debido a que se trata de una apuesta de futuro.

La entrada de vehículos industriales a nuestro parque circulante es muy necesario, ya que los camiones que circulan por las carreteras españolas son muy antiguos, superando los 12 años de media. Esto supone un riesgo para la seguridad vial y para el medio ambiente.

Las nuevas tecnologías que incorporan los vehículos industriales de hoy tienen unas prestaciones que no se pueden comparar con los camiones de más de diez años. Para ello, el Plan Pima Transporte Financiación será una herramienta clave para mantener el crecimiento y rejuvenecer el parque de este tipo de vehículos.