Faconauto vuelve a sacar a debate la polémica Ley de Distribución, tras incumplir uno de los compromisos asumidos en la creación del Comité de Diálogo de abordar todos los conflictos sectoriales dentro de esta mesa, en la que participan las cuatro principales asociaciones del automóvil, señala 'La Tribuna de Automoción'.

El presidente de Faconauto, Jaume Roura, expresó en este sentido que en la pasada legislatura los concesionarios "nos quedamos sin ley y sin seguridad jurídica". Agregó que "la ley no se entendió en su momento, ya que no queríamos devolver los coches, sino que no se facturaran los que no se habían pedido, así como que se controlara la resolución unilateral de los contratos".

Pese a resucitar el debate de la Ley de Distribución, el dirigente expuso que la prioridad es "focalizarse en la recuperación del mercado, junto a los fabricantes".

Diferentes ámbitos de nuestro sector, apunta 'La Tribuna de Automoción', se han mostrado sorprendidos, al no entender cómo una asociación como Faconauto aviva de nuevo esta polémica normativa, sobre todo tras aceptar el Código de Buenas Prácticas y formar parte del Comité de Diálogo.

Consideran que Faconauto quiere meter el mismo contenido de la Ley de Distribución por la puerta de atrás, a través del Código Mercantil, algo "inoportuno ya que todo el sector está trabajando en problemas comunes como la recuperación del mercado o aspectos concretos de los concesionarios, como las ITV".