El Simposio Mundial sobre Vehículo Eléctrico hasta el 20 de noviembre en el recinto de Gran Via de Fira de Barcelona los retos de futuro del sector. Alargar la capacidad de las baterías, reducir su coste, o las políticas públicas para impulsar la implantación generalizada de este tipo de transporte son algunos de los aspectos que centran el congreso. En total, 500 expertos de todo el mundo plantearán soluciones para disponer, por ejemplo, de una normativa conjunta que permita la unificación de los puntos de recarga entre países de la Unión Europea.

Por su parte, en el área de exposición, los nuevos sistemas de recarga, más rápidos e inalámbricos, marcan las tendencias de futuro del sector. Hasta ahora, los vehículos eléctricos requerían una duración del tiempo de recarga considerable: de 6 a 8 horas, si era recarga doméstica, o entre 1,5 y 4 horas, en el caso de recargas semirrápidas en la vía pública. La carga rápida, en cambio, se realiza en tan sólo 15 minutos.
En cuanto a los sistemas inalámbricos, una tecnología que utiliza un sistema inductivo mediante el cual la energía se transfiere directamente desde el suelo del aparcamiento al vehículo (hecho que simplifica el proceso de recarga para los usuarios) encontramos los nuevos sistemas dinámicos de Qualcomm, empresa pionera en el desarrollo de la tecnología Qualcomm Halo Wireless Electric Vehicle Charging (WEVC). La implementación generalizada de estos tipos de infraestructuras abriría la puerta a la fabricación de baterías eléctricas más pequeñas, ya que se podrían recargar más a menudo, y, por lo tanto, serían más económicas.
Junto a estas tendencias, EVS27 es también el escaparate de los nuevos modelos eléctricos de las principales marcas de automóviles como, por ejemplo, el Renault ZOE, el BMW i3 o el Volkswagen e-UP!. Por su parte, Nissan presentará al público profesional el que será el primer taxi 100% eléctrico de Barcelona, el Nissan Leaf.
Además, EVS27 ha reservado el espacio "Innovation Zone" dedicado a las últimas innovaciones de pequeños emprendedores. Así, encontramos las últimas soluciones de conectividad para los actuales y futuros vehículos eléctricos, equipos electrónicos orientados al mercado de las redes eléctricas inteligentes, bicicletas eléctricas con un diseño inspirado en las motos de los años 40 y 50 o motocicletas eléctricas de montaña.
EVS está considerado el foro mundial de referencia de la industria del transporte eléctrico. Barcelona lo acoge por primera vez después de imponerse a otras candidaturas europeas (París, Ginebra) en un concurso internacional. El área de exposición de esta edición supera los 230 expositores de países de todo el mundo y dispone, aparte, de 10 pabellones internacionales de China, Canadá, Holanda, Eslovenia, Noruega, Francia, Reino Unido, Dinamarca y Alemania. La edición anterior se celebró en Los Ángeles en 2012 contó con la participación de 160 expositores y 2.950 profesionales.