El mercado de vehículos comerciales mostró una caída del -2.3% respecto al mismo mes del pasado año, sobresaliendo el descenso en el segmento de furgones (-10%) y de los vehículos de más de 3,500 kg, que bajaron un 17%.

Por otro lado crecen las pickups, un 19%, y los furgones de 3.500 kg., en este caso un 8%.

De igual modo, por marcas lidera el mercado Peugeot con 6.191 unidades matriculadas y un crecimiento del 23%. Le sigue Citroën, con 5.127 unidades y una bajada de crecimiento del -6%. Tercera plaza para Renault, con 4.122 y un descenso del -5%.

Entre otros factores, la inestabilidad gubernamental actual está afectando negativamente en el desarrollo del mercado de vehículos comerciales y prueba de ello es esta primera caída después de casi 3 años de crecimiento continuo.

No parece ser suficiente la renovación del Plan PIMA Transporte (anunciado en febrero) para darse las condiciones necesarias y que el mercado mantenga la línea de crecimiento que venía demostrando.