Un reciente informe elaborado por SigmaDos para la Fundación Abertis y la Dirección General de Tráfico entre jóvenes de 16 a 22 años, concluye que casi dos de cada tres encuestados creen que el vehículo que conducirán en unos años estará propulsado por un motor de combustión, siendo una clara minoría (poco más de un 10%) los que creen que este vehículo será eléctrico, informan nuestros compañeros de VehiculoProfesional.info.

El “Estudio de opinión sobre seguridad vial entre jóvenes” muestra una relativa paridad por sexos en esta cuestión, aunque son los más jóvenes menores de 17 años los que opinan en mayor medida que ese coche será eléctrico, con unos datos que superan con claridad el resto de cohortes de edad. Por zona geográfica, los catalanes son los que en mayor medida apuestan por el vehículo híbrido.

Otra cuestión muy diferente se refiere a los deseos de la gente joven. A este respecto, hasta un tercio de los encuestados prefiere un vehículo eléctrico, superando el 25% los que apuestan por el híbrido. En consecuencia, descienden hasta menos de un 32% los que prefieren un motor de combustión. Significativamente, las mujeres prefieren en menor medida el vehículo a combustión que los hombres, y tienden a apostar con más claridad por el vehículo eléctrico. Además, la preferencia por el vehículo eléctrico parece ser inversamente proporcional a la edad del joven, mientras que la apuesta por el híbrido se incrementa conforme se incrementa la edad de los jóvenes.

En este área, los datos de la encuesta de SigmaDos muestran diferencias significativas en función de la residencia de los jóvenes. Así, para los madrileños el vehículo preferido en un futuro es el coche eléctrico, mientras que para los que residen fuera de Madrid o Cataluña prefieren el vehículo con motor a combustión. En el caso de los madrileños, es especialmente significativo el bajo número de jóvenes que apuestan por este vehículo a combustión, con más de diez puntos de diferencia sobre los jóvenes catalanes.

El estudio se ha realizado de forma presencial a 2.000 jóvenes de diferentes zonas del territorio español y con formaciones diversas, en los que han opinado acerca de temas como la influencia del carnet por puntos, la velocidad en la seguridad vial o los límites de alcohol y drogas en la conducción.

Resultados completos del estudio en este enlace.