Desde la declaración del estado de alarma, la Unión de Empresarios de Automoción de Cataluña (UEAC) ha habilitado un servicio de recogida de opiniones de sus asociados a modo de lugar de encuentro de experiencias e inquietudes.

“Más allá de dar cobertura a problemas puntuales y servir de cauce de información específica para los talleres, nuestra entidad ha querido ser también un foro de intercambio de preocupaciones, un sitio de desahogo para intentar llevar mejor el día a día tan duro que llevamos semanas viviendo”, explica Carles Torras, secretario general de la UEAC.

Mediante escrito o directamente por teléfono, el personal técnico de la UEAC ha vivido en directo la crisis del coronavirus en sus empresas. “Han sido muchas las aportaciones recibidas a modo de simple constatación de problemas, de reflexión sobre el futuro,... Los talleres han pedido poca cosa más que les oigamos, sabedores de que no está en nuestra mano resolver la mayoría de los problemas que nos plantean en una situación tan especial”, añade Torras.

Entre todas las aportaciones recibidas, la UEAC ha elegido una de estas cartas por considerar que es la que mejor resume el sentir repetido de los talleres asociados. Se puede acceder al escrito pinchando AQUÍ.