GT Motive, siempre de la mano de las últimas tendencias y en continua colaboración con todos los actores implicados en la gestión de siniestros trabajando con tecnología y negocio, se esfuerza día a día por descubrir los caminos más eficaces para conseguir avances que aporten beneficios al sector.

 

La compañía participa activamente en momentos clave del negocio y Motortec Automechanika Ibérica fue uno de ellos. Allí colaboró en la organización de interesantes eventos donde se analizaba la situación actual de los talleres.

Sin duda, GT Motive, compañía dedicada al desarrollo de software de valoración y gestión de siniestros, mantenimientos y averías para el sector de la automoción, junto con Motortec, pusieron como foco de análisis el taller carrocero y las tendencias para una gestión rentable del mismo. Expertos del sector plantearon interesantes cuestiones que se analizaron en detalle.

Ricardo Conesa, director del Posgrado en Dirección de Empresas del Automóvil del IE Business School, abrió el evento haciendo un interesante análisis sobre la rentabilidad media y la viabilidad empresarial del taller de carrocería español y europeo, a través del Estudio de ICDP sobre el mercado europeo de la reparación de siniestros del automóvil.

Afirmó, en este sentido, que numerosos cambios están afectando al futuro del taller carrocero. La tecnología hoy en día es clave para el sector, pudiendo afectar de forma positiva, ya que abre más puertas para la comunicación con el cliente, pero pudiendo ser una amenaza si no se gestiona de forma correcta.

Conesa analizó también la situación actual, explicando numerosas variables: la reducción del mercado y de las reparaciones, el envejecimiento del parque, la exigencia del cliente, que cada vez está más informado y tiene una mayor capacidad de elección, el aumento del Big data con telematics, las normativas medioambientales,...

Durante su exposición aclaró que "existe una oportunidad de crecimiento para nuevos entrantes o marcas existentes en la creación de una oferta específica dirigida a smart y reparaciones en el día, (aproximadamente el 30% de los accidentes), pero actualmente menos de un 5% de las reparaciones son realizadas con un proceso especifico".

"Además, incrementar los ingresos con una inversión limitada, y retener a los clientes, es básico para los reparadores independientes. Las plataformas de procesos de reclamaciones para los distribuidores de recambios deberían ser un camino necesario para acceder al mercado", concluyó Conesa.

Por su parte, Antonio Osuna, Senior Director de GT Motive, realizó una interesante investigación del sector, asegurando en todo momento que el cliente es el centro del proceso. "El taller es pieza clave, es la imagen de la compañía aseguradora, es el responsable de la calidad técnica, de los costes, que son los que mueven la cadena".

Según cifras de la compañía, las aseguradoras son claves para el taller, ya que más del 88% de las reparaciones las pagan los seguros. Las aseguradoras buscan nuevas formas de ahorro que le permitan trasladar al cliente mejoras y precio. "La colaboración es necesaria, ya que las aseguradoras trae volumen a los talleres, siendo una fuente segura de ingresos", apuntó Osuna.