Spies Hecker nos presenta, un año más, la diversidad del mundo de la automoción en su calendario anual. 'Pasión 2014' se centra en mostrar vehículos clásicos, a los que el trabajo de restauración y pintura les ha dotado de una nueva vida, convirtiéndolos en auténticas obras maestras.

Así, el protagonista de enero es un hot rod en negro mate, realizado a partir de un Chevy Top Chop de 1950. Marzo está ilustrado con una instantánea de un Opel Reckord Olimpia de 1961, mientras que en septiembre los pintores aparecen acompañados por un Wartburg 311/1000 azul y blanco de 1963.

Numerosos talleres de toda Europa han enviado fotografías de sus obras maestras para participar en el calendario 'Pasión 2014'. El equipo de fotógrafos y estilistas de Spies Hecker dedicó más de una semana a viajar por los distintos países, diseñando escenarios únicos para cada vehículo. Los resultados fueron fotografías únicas y de alto impacto.

"El calendario muestra vehículos clásicos muy genuinos y peculiares y toda la pasión que los profesionales de los distintos países han puesto en su restauración", considera Miguel Egido, responsable de márketing de Spies Hecker, antes de agregar que "todos los años, demuestra lo diverso y enriquecedor del sector del repintado".