Las transferencias de vehículos usados han alcanzado un total de 203.737 en el mes de octubre, lo que supone un aumento del 1,8%, según datos de la consultora MSI para Faconauto. En el acumulado del año, las ventas suben un 0,1% respecto al mismo periodo del ejercicio anterior, hasta alcanzar 1.695.902 unidades. Con este dato, la previsión para el cierre de año sube a más de dos millones de ventas, lo que supondría un final levemente más bajo, un 0,4%, que el de 2018.

En octubre el protagonismo del mercado de segunda mano recae en los modelos de entre tres y cinco años, que han aumentado sus transferencias en un 22,7%. También han subido un 0,9% las de vehículos menores de tres años. Por el contrario, el resto de los segmentos por edades han experimentado un retroceso. Los vehículos de ocasión que van de seis a diez años han visto caer sus ventas en un 1%, al igual que los de más de diez, que retroceden un 2%.

En relación con los canales de venta, el renting con un 19,8%, el RAC (17,6%), las importaciones (15,7%) y los concesionarios (11,5%) han sido los que han aumentado respecto al año anterior. En cuanto a los concesionarios, sus transferencias han supuesto un 23,7% del mercado, alcanzando las 48.321 unidades.

El combustible más demandado por los compradores de vehículos usados volvió a ser el diésel, con el 58,6% del total, pero han bajado sus transferencias en un 4,2% con respecto al mismo periodo del ejercicio anterior. La gasolina, por su parte, acapara el 39,2% y aumenta un 10% en relación a octubre de 2018. Destacan el aumento de las ventas de vehículos híbridos: el diésel semihíbrido en un 1.910% -con 201 unidades transferidas en octubre-, los gasolina semihíbridos en un 469%, y los GLP con un 143% más que en octubre del año pasado.

“Las transferencias de vehículos de ocasión ha experimentado un leve crecimiento en octubre en comparación al dato 2018, a pesar de que el efecto WLTP del año pasado generó una gran oferta en el último cuatrimestre. En cualquier caso, este mercado está dando muestras de agotamiento en nuestro país, con una oferta que, por primera vez en siete años, supera a la demanda, de ahí nuestra previsión de que en este ejercicio y en los dos próximos se quedará estancado”, ha declarado el director de Comunicación de Faconauto, Raúl Morales.

Por comunidades autónomas, sólo Castilla-La Mancha (42,4%), Madrid (12,5%), Cataluña (6%) y la Comunidad Valenciana (4,8%) han aumentado sus ventas en octubre en comparación con el mismo periodo de 2018. El resto ha sufrido una caída de las ventas, entre las que destacan Andalucía (-9,1%), Aragón (-7,5%), Galicia (-6,5%) y Baleares (-5,7%).