BMW Charging y MINI Charging amplían y complementan su oferta de servicios con nuevas soluciones de carga y servicios digitales en casa, en el lugar de trabajo y la carga pública.

Para la carga pública, la tarjeta de carga BMW y MINI proporciona a los conductores de ambas marcas acceso a una de las redes de recarga más grandes del mundo, con alrededor de 450.000 puntos de carga. Esto incluye más de 2.000 puntos de carga solo en España y 160.000 en toda Europa. Los puntos de carga se muestran en el sistema de navegación y en la aplicación para facilitar el plan de paradas de carga.

Como todos los vehículos electrificados ya incorporan de serie el cable de carga pública Modo 3, se puede utilizar en puestos de carga públicos en toda la Unión Europea. Todo esto permite a los clientes de BMW y MINI utilizar puntos de carga en toda Europa a precios estandarizados y asequibles.

BMW Charging incluye servicios de carga de alta potencia ofrecidos por su socio Ionity. Las estaciones de carga de alta potencia de Ionity ubicadas a lo largo de autopistas y principales rutas de transporte permiten una carga ultrarrápida con una capacidad de hasta 350 kW situadas a distancias de aproximadamente 120 kilómetros. Esto significa que un BMW iX3, por ejemplo, se puede cargar al 80% en 34 minutos. Más de 400 estaciones de carga con un total de 2.000 puntos de carga estarán disponibles para 2022.