El nuevo airbag adicional de Hyundai Motor Group, que incorporará a sus vehículos próximamente, se encuentra situado en el espacio entre el asiento del conductor y el del pasajero para evitar lesiones en la cabeza de los pasajeros de la primera fila. Si no hay nadie en el asiento del acompañante, el airbag protegerá al conductor de colisiones laterales procedentes del lado derecho. El airbag central se instala dentro del asiento del conductor y se desplegará una vez que se detecte el impacto.

Se espera que el nuevo airbag central disminuya en un 80% las lesiones en la cabeza causadas por los pasajeros que chocan entre sí. Según las estadísticas de la Asociación Europea de Fabricantes de Automóviles, la tasa de daños secundarios causados por este tipo de colisiones o por choques con materiales interiores es de aproximadamente el 45%.

El Grupo ha aplicado una nueva tecnología patentada para mantener la fiabilidad pero reducir el peso y el tamaño del airbag.

El airbag tiene una correa interna de sujeción que permite al airbag mantener su forma y soportar el peso del pasajero. Hyundai Motor Group ha desarrollado una nueva tecnología para simplificar el diseño y reducir el peso de los componentes que producen un airbag, que es aproximadamente 500 gramos más ligero que los productos competitivos. Gracias al menor tamaño del airbag, los equipos de diseño del Grupo tendrán más flexibilidad en el tipo de diseño del asiento que prevén para los productos futuros.

Se espera que el próximo Euro NCAP tenga en cuenta el impacto lateral a principios del año 2020, además de que el airbag de Hyundai Motor Group funcione favorablemente en dicha evaluación.