El pasado viernes 15 de abril se cumplieron 30 años de la presencia de Mirka en España y Mirka Ibérica lo hizo latente celebrando una fiesta conmemorativa.

El evento tuvo lugar en Madrid y a él asistieron el presidente de la firma, Stefan Sjöberg, el director Financiero, Olav Hellman, los principales clientes de todos los sectores de España y Portugal, representantes de los proveedores y amigos de la empresa, el personal de Mirka Ibérica (comerciales y administración) y la prensa.

Primeramente se presentó un audiovisual sobre la compañía y su recorrido en los últimos 30 años, al que siguieron parlamentos por parte de los representantes de los diferentes grupos de invitados, todos ellos coincidiendo en mencionar el gran momento que vive la marca en la actualidad.

Acto seguido, el director de Mirka Ibérica, José María Sánchez, dirigió unas palabras a los invitados, a los que agradeció su inestimable colaboración durante toda su trayectoria como gerente.

Sjöberg puso la guinda al pastel con su discurso de cierre, en el que mostró su reconocimiento a la trayectoria de Sánchez a lo largo de los 30 años, destacó su orgullo y confianza en el porvenir de la empresa e hizo entrega de un jarrón de cristal finlandés del estudio del famoso arquitecto y diseñador Alvar Aalto.