Debido a la alerta sanitaria por el COVID-19 y las medidas excepcionales adoptadas por el RD de Declaración del estado de alarma, y para salvaguardar la salud y seguridad de sus empleados y colaboradores, Recalvi se ha visto obligada a cesar provisionalmente la actividad, manteniendo unos servicios mínimos de atención telefónica y pedidos online para coberturas urgentes.

Los centros que darán servicio son los situados en Vigo Central (Polígono Industrial Do Caramuxo), A Coruña-A Grela, Bergondo, Carballo, Santiago, Lugo, Ourense, O Barco y Valladolid.

El horario de atención será de 09:00 a 13:30 horas y de 15:00 a 18:00 horas, excepto en Vigo, con horario continuado de 08:00 a 16:00 horas.

Desde Recalvi confían “en volver pronto a la normalidad y seguir trabajando juntos”.