La empresa especializada en reparación y sustitución de lunas de automóviles Carlunas ha ideado una nueva línea de negocio consistente en una unidad móvil para la prestación de sus servicios.

Es un formato de franquicia diseñado como valor añadido para los talleres o para profesionales independientes, en búsqueda de un autoempleo que no requiera una gran inversión. Además, el plan financiero contempla el retorno de la inversión en un plazo de un año.

La unidad móvil de Carlunas requiere una inversión de 20.000 euros, en los que se incluye la maquinaria, el kit de reparación, el software de gestión y todas las herramientas necesarias para el desarrollo de la actividad.