NGK, destacado fabricante de bujías para equipo original, ha sido elegido proveedor oficial de bujías de la versión más reciente del motor EA888, para el nuevo todoterreno Q7 y la tercera generación del S3 de Audi, lanzado en primavera.

La versión más actualizada del Audi S3 monta la tercera generación del motor de cuatro cilindros en línea con turbocompresor EA888 del Grupo Volkswagen-Audi.

Este motor de inyección directa ofrece un rendimiento máximo de 221 kW (300 cv), aumentando la aceleración de este deportivo compacto a 100 km/h en sólo 4,8 segundos. La velocidad máxima está limitada electrónicamente a 250 km/h.

Para estas altas prestaciones, NGK diseñó la PLFER7A8EG como bujía exclusiva en OE. Cuenta con una rosca M14 de tipo largo, lo que permite una distribución más amplia de los conductos de refrigeración del motor.

Adicionalmente, se hicieron sus electrodos para combinar el máximo rendimiento con mínimo desgaste. El electrodo central alberga una punta de aleación de platino, mientras que el electrodo de masa ha sido equipado con una inserción de la misma aleación.

Debido a que el metal precioso es prácticamente resistente a la chispa y la erosión del gas caliente, la distancia entre los electrodos se mantiene casi sin cambios a lo largo de toda la vida útil de la bujía. Además, un núcleo de cobre en el electrodo de masa asegura la disipación óptima del calor de la cámara de combustión.

Por último, 'El diseño de aislante largo' con un terminal en forma de copa - que NGK presentó en 2011 -, asegura una buena resistencia contra las averías eléctricas o fallos a pesar de altos voltajes de encendido del EA888. De este modo, produce un encendido fiable y el alto nivel de eficiencia requerida por el motor.

Para el nuevo Audi Q7, su motor turboalimentado monta la bujía NGK PFR8S8EG, un modelo de doble platino en los electrodos central y de masa, junto a un núcleo de cobre que mejora la disipación de calor.