Con el propósito de ahorrar tiempo, simplificar procesos y obtener claros beneficios para el medio ambiente, Goodyear ha anunciado que ya está disponible su nuevo sistema de facturación electrónica, una alternativa legal a la factura tradicional en papel.

El nuevo sistema de facturación electrónica ya está disponible para todos los clientes de la compañía, y su uso permite reducir los tiempos dedicados a las tareas administrativas, así como optimizar los recursos tanto de la compañía como de los clientes a los que las facturas van dirigidos.

A través de un entorno web muy sencillo de utilizar, los clientes que activen la facturación electrónica podrán visualizar sus facturas casi al mismo tiempo que Goodyear las emite, acceder a revisar las mismas durante un periodo de cinco años desde la fecha de emisión y ahorrar tiempo y espacio en sus oficinas.

Para una compañía como Goodyear, que en España el año pasado emitió más de 100.000 facturas, la puesta en marcha de este nuevo proceso supone un cambio importante y una apuesta por la digitalización y protección del medio ambiente como hace con sus nuevas marcas y nuevos productos, cada vez más presentes en el ámbito digital y siempre comprometidos con el medio ambiente.