La historia de Sird Auto se remonta a hace exactamente 25 años. Mariano Guijarro, su fundador, volcó en 1994 sus cinco lustros de experiencia en el sector automovilístico en la creación de una magnífica instalación de 700 metros cuadrados de superficie, repartidos en 300 de taller –con tres elevadores– y 400 de tienda de recambios y accesorios. Los cinco empleados que se ocupaban entonces de su gestión empezaron a consolidar desde sus cimientos históricos los valores de atención al cliente y profesionalidad en la gestión.

Con el paso de los años, Sird Auto se ha transformado sin renunciar a sus valores fundacionales. Ahora en manos de David Guijarro, hijo del fundador, y con la ayuda de dos de sus otros tres hermanos, Soraya y Raúl, el centro inicia una nueva era. El taller ha crecido, con una plantilla de diez personas que gestionan seis elevadores y una tienda de mayor superficie.

Uno de los momentos clave de su historia reciente llega en 2017, con la incorporación al grupo Driver, que cierra un largo período de alianzas y de trabajo junto a uno de los partners principales, Pirelli. Driver Center encuentra en Sird Auto a uno de sus miembros más destacados, implicación que ha subrayado con la identificación exterior e interior.

Alineado con estos preceptos está la maquinaria, que es de primer nivel. Sird Auto cuenta con una alineadora de dirección Hunter, una desmontadora de neumáticos Corghi automática para cubiertas Runflat de hasta 28” y diversas más de tipo manual; aparatos de diagnóstico electrónico y para la inspección previa a la ITV, y otros dedicados al montaje de mecánicas, al relleno de gomas con gas nitrógeno o a la carga de aire acondicionado. La última introducción en este completo elenco de herramientas es una descarbonizadora de motores, que cierra el círculo de facilidades para los operarios del taller.

Sird Auto se encuentra en la calle Francisco Aritio número 123 de Guadalajara.