Los agentes de la Comandancia de la Guardia Civil de Toledo ya ha desmantelado un gran número de invernaderos usados para el cultivo ilegal de marihuana. Pero pocas veces los encuentran bajo una tapadera de legalidad como la que otorga un negocio de reparaciones, relata latribunadetoledo en un artículo que les adjuntamos íntegro.

 

El taller en cuestión está ubicado en Humanes, localidad madrileña cercana a Illescas. Los guardias de Valmojado llegaban al lugar dentro de una investigación rutinaria, motivada por el robo el pasado mes de noviembre en la también madrileña Móstoles de un vehículo recuperado poco después.

Pese a la localización del coche, los agentes abrieron pesquisas para encontrar a los autores del robo y para ello repasaron los distintos lugares por los que pasó el turismo hasta su sustracción. Entre ellos, estaba el establecimiento de mecánica.