La feria FIMA Agrícola de Zaragoza ha abierto las puertas de su 40ª edición, la más grande de su historia, tras reunir a 1.500 marcas expositoras que ocupan una superficie de alrededor de 161.000 metros cuadrados de exposición, un 7% más. Se prevé asistan más de 200.000 visitantes de un centenar de países de todo el mundo.

El Rey Felipe VI presidió el acto inaugural de FIMA, que se desarrollará del 20 al 24 de febrero, un invitado de honor que ya visitó el certamen en su edición de 2014, cuando todavía era Príncipe de Asturias y del que recibió la insignia de oro. Junto al presidente de Feria de Zaragoza, Manuel Teruel, a la inauguración oficial también asistieron la ministra de Agricultura, Isabel García Tejerina; el presidente del Gobierno de Aragón, Javier Lambán; los consejeros de Economía, Marta Gastón, y de Desarrollo Rural, Joaquín Olona; y el alcalde de Zaragoza, Pedro Santisteve.

En cuanto al sector del neumático, se encuentra bien representado con una creciente participación de expositores, tanto de fabricantes -Michelin, Trelleborg-Mitas, Bridgestone, Continental, Apollo Vredestein, ATG Alliance, BKT, Özka, Tianli-, como de distribuidores y redes -Nex, Esneagri, FD7, Recambios Frain, Dontyre, Rodi Motor Services-.

También se han superado las cifras del Concurso de Novedades Técnicas de esta edición, en la que la cifra de productos y máquinas inscritas han pasado de los 108 presentados en 2016 procedentes de 45 empresas (de ellos, se premiaron 33) hasta los 115 que se han inscrito este año de la mano de 68 empresas.

En declaraciones a los medios de comunicación, el presidente de Aragón, Javier Lambán, ha reconocido la buena salud de la que goza el salón de maquinaria internacional después de las cuarenta ediciones celebradas. Asimismo, ha señalado que “Feria de Zaragoza y FIMA son uno de los escaparates principales con los que cuenta Aragón” de cara a la internacionalización y el desarrollo económico de la comunidad.