La planta de Michelin en Aranda de Duero especializada en la producción de neumáticos de camión y metro ha abierto hoy sus puertas a un nutrido grupo de periodistas especializados con el objetivo de mostrar que la seguridad, la rentabilidad, la preocupación por el medioambiente y la calidad del servicio son los vectores comunes que dirigen la actividad Camión del Grupo Michelin en todas las etapas de sus procesos.

La línea de producto Camión del Grupo Michelin de España y Portugal ha iniciado una campaña para reafirmar su compromiso con la satisfacción del cliente y la movilidad sostenible. Como parte de la misma, un nutrido grupo de periodistas hemos podido comprobar de primera mano como los vectores comunes se encuentran en todas las etapas de sus procesos, tanto en las fases de desarrollo y de producción, como en la de comercialización, para construir y mantener la confianza de los clientes.

La planta de Aranda

La planta de Aranda es la joya de la corona del Grupo Michelin en la línea de camión, exportando sus productos a todo el mundo (10% se queda en España, el 60 % en Europa, y el resto a todo el mundo). En los 200.000 m² de instalaciones cosntruidas, sobre una parcela de 500.000 m², se fabrican neumáticos para camiones y autobuses de llantas 19.5'', 20'', 22.5'' y 24'', de más de 100 dimensiones y modelos. Actualmente, en el centro de Aranda se producen neumáticos de las reconocidas gamas X-Line, X-Multi, X-Works,X-Coach, X-Incity, así como 80 referencias de neumáticos para Metro, entre otros productos.

La fábrica dispone de una capacidad de producción de 145.000 toneladas al año, que le permiten cubrir la demanda del mercadoproduciendo 35 dimensiones al día y 50 al mes. La plantilla de este centro productivo alcanza las 1.247 personas, que serán incremeentadas en 150 nuevos empleos en 2017, repartidas en tres turnos los siete días de la semana más un pequeño porcentaje en Administración, y fabrica fundamentalmente neumáticos para el mercado de reemplazo, que representan un 70 % de la producción, destinándose el resto a equipo original. La planta dispone también de un almacén de 70 mil m2 con capacidad para 240 unidades y 32 muelles de carga.

En esta planta se producen algunos de los neumáticos de camión Michelin con tecnologías más avanzada, como innovaciones que permiten mejorar la eficiencia energética, la seguridad y la movilidad. Algunas de estas teconologías son el Carbion, un innovador compuesto de goma que permite obtener, gracias a un proceso específico de mezclado de los componentes prácticamente en el mismo árbol del caucho, una estructura molecular más homogénea. Otra de las tecnologías incorporaras en Aranda es el Regenion, una escultura evolutiva, cerrada cuando el neumático está nuevo para reducir la resistencia a la rodadura, y que se va abriendo con el uso para asegurar la adherencia constante.

Una de las tecnologías más novedosas implementadas en Aranda en el Infinicoil, una estructura reforzada con un cinchado compuesto de un hilo de acero enrollado en continuo en la cima; así como el Powercoil, una nueva generación de cables de acero que componen la estructura de la carcasa. Los cables son más ligeros, pero con la misma resistencia, lo que permite disminuir el calentamiento y, por tanto, la resistencia a la rodadura.

Aranda también es pionera en la introducción de chips RFID que aseguran la completa trazabilidad de los neumáticos de camión, estando previsto que en 2018 toda la producción que salga de la factoría incluya este novedoso sistema de seguimiento.

Bidendum

Otra de las novedades presentadas en Aranda es el regreso del Bibendum, símbolo de la marca Michelin, en 2017 para acompañar los transportistas en sus viajes a través todo el mundo. Este reconocido icono estará disponible, en una nueva campaña de marketing que la marca gala pondrá en marcha para los transportistas, en dos tamaños, uno de 19 cm para el interior de las cabinas y otro de 40 cm para el exterior.