Según las estimaciones de la Junta Directiva de Sernauto, la Asociación Española de Fabricantes de Equipos y Componentes para Automoción, en 2016 la facturación del sector crecerá un 7% y el empleo, un 4%. Así lo ha confirmado la presidenta de Sernauto, María Helena Antolin. Teniendo en cuenta su evolución durante el primer semestre del año, la facturación del sector de equipos y componentes para automoción sobrepasará en 2016 los 34.000 millones de euros, lo que significa superar el máximo histórico de 33.000 millones de euros de facturación de 2007.

De la misma manera, el sector ha seguido creando empleo en 2016 a un ritmo del 4%. Se prevé que a finales de año se habrán generado más de 8.000 nuevos puestos de trabajo directos. De esta forma, el empleo directo del sector alcanzaría las 213.000 personas. Este empleo directo se caracteriza por ser estable, cualificado y repartido por todo el territorio español.

Las buenas cifras del sector son fruto del esfuerzo de los fabricantes españoles de equipos y componentes por ofrecer a sus clientes los mejores productos, soluciones y servicios, gracias a su firme apuesta por el talento y la diferenciación tecnológica.

Como apunta María Helena Antolin, presidenta de Sernauto, “nuestra larga experiencia trabajando con clientes de todo el mundo, nuestra capacidad tecnológica y la formación de nuestros profesionales son aspectos que, sin duda, tienen un enorme peso en el éxito del sector”.

Según comentó en su intervención, gracias a este esfuerzo por mejorar su competitividad en los últimos años, el sector se ha convertido en uno de los principales generadores de PIB industrial a la economía de nuestro país y uno de los referentes más sólidos de la Marca España a nivel global.