La Industria 4.0 está cambiando los procesos de producción y el trabajo de fábrica en el sector de la automoción español. Así lo expusieron los expertos que participaron en el XXI Congreso de Calidad en la Automoción, organizado bajo el lema “La Calidad y la Industria 4.0” por la Asociación Española para la Calidad (AEC), en la que Sernauto ostenta la secretaría del Comité de Automoción.

El encuentro, celebrado el pasado 20 de octubre en Bilbao, fue inaugurado por la consejera del Departamento de Desarrollo Económico y Competitividad del Gobierno Vasco, Arantxa Tapia; el concejal coordinador de Alcaldía, Desarrollo Económico y Buen Gobierno del Ayuntamiento de Bilbao, Mikel Álvarez; y el presidente de la AEC, Miguel Udaondo. También estuvieron presentes en la sesión inaugural el director general de IK4-Tekniker, Alejandro Bengoa; el director de I D i de CIE Automotive, José Esmoris; y la directora general de Gestamp Vizcaya, Pilar González.

Durante su intervención ante los más de 200 profesionales asistentes, Miguel Udaondo aseguró que “la Industria 4.0 conlleva una nueva organización de la producción, incorporando las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC), el 'Big Data' y el Internet de las Cosas, así como el desarrollo de nuevas habilidades de las personas, que podrán reconocer automáticamente los problemas y resolverlos en el momento y el lugar oportunos”.

En su opinión, “nadie mejor que los profesionales del mundo de la automoción para darse cuenta del cambio en el orden actualmente establecido en el trabajo de fábrica, de cómo es necesario cambiar la manera de trabajar con nuevos avances tecnológicos y nuevos modelos culturales”. El presidente de la AEC recordó, además, que la industria de la automoción aporta el 10% del PIB en nuestro país y el automóvil español se destina a más de 130 países, “lo que demuestra que la calidad, la variedad y la tecnología de nuestros coches están a la altura de las necesidades de ciudadanos de todo el mundo”.

En el congreso participó también el subdirector general de Calidad y Seguridad Industrial del Ministerio de Industria, Energía y Turismo, José Manuel Prieto, quien a través de un vídeo-comunicado destacó que “la industria compite en un mercado global que está ahora dominado por la Industria 4.0 y que debe abordarse desde una visión abierta, implicando a todos los integrantes de las cadenas de suministro”. “La tecnología debe traer consigo agilidad, adaptabilidad, sostenibilidad, competitividad y sostenibilidad, posicionando a nuestras empresas en la vanguardia global”, añadió el responsable, para concluir que la Industria 4.0 se suma a otros retos y oportunidades en este sector, como las energías alternativas, las emisiones, la conectividad, el coche autónomo o la economía circular.

Por su parte, Arantxa Tapia afirmó que “el sector de la automoción es el faro de guía de la industria vasca. Es el ejemplo hacia donde tenemos que ir y la calidad debe ser un elemento de todas nuestras actividades”. En esta línea, Mikel Álvarez apuntó también que “la automoción es la guía de la industrialización y la I D”, al tiempo que anunció la puesta en marcha del Centro de Desarrollo de Industria 4.0 en Bilbao, un proyecto liderado por el Ayuntamiento de la ciudad vasca para potenciar las empresas locales en esta área.

Además de los ponentes de CIE Automotive y Gestamp, en el Congreso intervinieron otros representantes de empresas de componentes para automoción como César Molins, director general de AMES; Miguel Ángel Granda, director de I D e Innovación de Bosch España; Patxi Bizkarra, director de Modelo de Gestión de Fagor Ederlan; Javier de Rivas, promotor Nuevos Negocios de Fagor Ederlan; Francisco Marín, responsable de Mejora Continua de Benteler España; o Alberto Tocco, director de Calidad de Lear Corporation, entre otros.