Concesionariopierden63El 63 % de los concesionarios de nuestro país finalizaron el pasado año perdiendo dinero, el doble que la media europea, donde tan sólo el 32 % de los negocios terminó el ejercicio en pérdidas.

La diferencia con nuestros vecinos continentales se explica, principalmente, por la bajada de la actividad de posventa (taller y recambio), que aportó un 60 % al resultado global, frente al 64 % de media en Europa.

Para Ganvam, la Asociación Nacional de Vendedores de Vehículos a Motor, la disminución de las operaciones en taller está directamente relacionada con el desplome de las matriculaciones (más del 50 % desde el inicio de la crisis) y el envejecimiento del parque, donde el 44 % supera los diez años.

Pero también por el menor uso, y por tanto desgaste, del vehículo debido a la caída de la actividad económica y la escalada del precio de los carburantes.

Por el contrario, el descenso de ‘pasos por el taller' motivó que las ventas de coches (nuevos y usados) ganaran mayor peso en el resultado final de las concesiones, pasando de un 32 % en 2.010 a un 40 % en 2.011.