La estática es la principal causa de contaminación de capas de pintura y aplicación inconsistente de recubrimientos metálicos. Ni los mejores pintores en las cabinas más limpias están a salvo de estos problemas.

La tecnología de la ionización estática está ahora al alcance de todos los talleres de chapa y pintura gracias a la nueva pistola electrostática de última tecnología de la marca Martech, diseñada para ofrecer un cómodo dispositivo fácil de utilizar que reduce significativamente el tiempo de proceso y elimina los costes dedicados al repasado.

Entre sus características sobresale una amplia cobertura de aplicación, batería de iones de litio, gatillo con dispositivo de seguridad, es ligero (de robusta construcción) y efecto 'ventury'.

Por otro lado, sus beneficios son rápida aplicación, reduce los costos de materiales y mano de obra, aumenta la productividad y rentabilidad y acabado sin halos.