El número de vehículos de autogás que circulan por las carreteras españolas se multiplicará por diez en 2017, según las previsiones de la Asociación de Operadores de Gas Licuado de Petróleo (AOGLP), que augura que el parque automovilístico movido por este combustible alternativo en España superará los 200.000 coches, frente a los 20.000 actuales.

Este incremento de vehículos en el sector vendrá acompañado, además, de un aumento en el número de surtidores, que pasará de los 250 puntos actuales a unos 1.000 en el año 2015.

El consumo de este combustible está en pleno crecimiento en España. Sólo el año pasado experimentó un incremento del 22%, mientras en el presente ejercicio se espera un incremento mayor, que supere incluso el 30%.

Según la asociación, esta proyección sigue la tendencia que muestra el mercado mundial y europeo, que sitúa al autogás como el combustible alternativo más utilizado y con previsiones de continuar creciendo en los próximos años.

En la actualidad existen 21 millones de vehículos movidos por este carburante en el mundo, de los cuales, diez millones son europeos. En palabras de la patronal, estas cifras podrían ser todavía mayores si no fuera por el desconocimiento que existe sobre los beneficios del uso de este carburante.

En este sentido, la asociación realizó diversas encuestas a los usuarios que visitaron el punto informativo de la organización durante el último Salón de Valladolid. De los datos recogidos se desprende que el 62% se mostró dispuesto a utilizar autogás, tras descubrir que su uso supone un ahorro de hasta un 40% con respecto a otros combustibles.