Con ocasión de la 66ª edición del Salón Internacional del Automóvil de Frankfurt, Brembo una nueva familia de pinzas de aluminio para vehículos de alta gama. La nueva pinza fija, disponible en las versiones de 17 pulgadas (5,9 kg de peso), 18 pulgadas (7,7 kg de peso) y 19 pulgadas (8 kg), ofrece la mejor solución para automóviles con discos de frenos con gran superficie de frenado. Los discos de estas características normalmente requieren pinzas de notables dimensiones, lo que conlleva un aumento de peso.

Sin embargo, con la nueva pinza que acaba de entrar en producción, Brembo ha conseguido el equilibrio perfecto entre un óptimo tamaño de los discos con grandes superficies de frenado y una remarcable ligereza. Para conseguir este resultado, Brembo ha estado trabajando en este proyecto desde finales de 2011 y le ha dedicado más de 100.000 horas de desarrollo.
El rasgo distintivo de esta pinza es la nueva forma, centrada en 5 aperturas: dos frontales, con una superficie comprendida entre los 16 y los 22 cm2, y tres en los puentes, con una superficie entre los 7 y los 11 centímetros cuadrados.
Esta solución, patentada por Brembo, garantiza una reducción de la masa del orden del 8% gracias a la reducción de material en los puntos de la pinza sometidos a menor esfuerzo. Esta notable reducción del peso de las masas no suspendidas del vehículo permite reducir el consumo de combustible y las emisiones contaminantes. Este particular énfasis en el diseño de la pinza ha permitido conciliar las exigencias de ligereza con las de rigidez y prestaciones. Esta solución con 5 aperturas no comporta ninguna pérdida de rendimiento del sistema de frenado.
Brembo también ha prestado mucha atención a la estética de la nueva familia de pinzas. Gracias a un enfoque centrado en el co-diseño con cada uno de los fabricantes de automóviles, Brembo implementará soluciones adaptadas específicamente a cada modelo de coche, con el fin de complementar el estilo de diseño de los diferentes fabricantes.