Navegador, alerta de radares, estado de tráfico, rutas, localizadores, partes meteorológicos, o simplemente responder a una llamada con el manos libres... Los smartphones han pasado a ocupar un espacio multitarea en los vehículos y necesitan un lugar idóneo en el vehículo. Para ello llega Kukaclip, el soporte que permite colocar el móvil de una manera fija. Consiste en una funda que se adapta perfectamente y una pinza que se instala en las ranuras de la ventilación frontal del coche, quedando el iPhone sujeto mediante un imán.

Así pues, se brinda la flexibilidad de movimiento necesaria como para ponerlo tanto en posición horizontal, en modo GPS, como en posición vertical, si es que se precisa comprobar alguna otra información en la pantalla del smartphone.
Con una sola mano, el móvil se coloca en el soporte y, sin despegar las manos del volante, se puede ver quién llama o envía un mensaje, aumentando, de este modo, la seguridad. Recordar que mientras se conduce no se debe manipular.