Wulf Gaertner Autoparts AG amplía su gama HD con diez nuevas referencias, cubriendo ahora mediante sus brazos de suspensión Meyle toda la paleta de vehículos pequeños y medianos del consorcio Volkswagen (Audi, Seat, Skoda y VW).

Gracias a esta ampliación, los talleres pueden atender a una clientela aún más amplia con recambios de calidad comprobada HD. Con un nuevo diseño y una mezcla optimizada de la goma, los brazos de suspensión Meyle-HD superan claramente la vida útil de las piezas originales. En este sentido, el fabricante hamburgués otorga una garantía de cuatro años para sus brazos de suspensión para Volkswagen.

Por un lado, los apoyos de goma deberían ser lo más blandos posible para amortiguar de la mejor forma posible las vibraciones y oscilaciones durante la marcha. Por otro, deberían ser suficientemente rígidos como para absorber las fuerzas que se presentan al acelerar, frenar o conducir en las curvas, y para estabilizar el brazo de suspensión y respectivamente el vehículo.

A causa de las altas tensiones a las que se encuentra sometida la goma, pueden formarse pequeñas fisuras en la misma. Esto puede conducir a que la goma se parta y los casquillos fallen.

Señalar que los ingenieros de Wulf Gaertner Autoparts han optimizado estas piezas: el diseño de la nueva generación de casquillos Meyle-HD ha sido reforzado y adaptado a los altos esfuerzos que se presentan durante la marcha.

La nueva mezcla de goma da más durabilidad y confiere un comportamiento de marcha más seguro en todas las condiciones.