Motul lanza una gama de productos integral específica para vehículos híbridos con motores de gasolina, que está compuesta por cuatro aceites de motor, un líquido refrigerante y un líquido de transmisiones.

Los cuatro lubricantes de esta gama SAE 0W20, SAE 0W16, SAE 0W12 y SAE 0W8 destacan por ofrecer un gran arranque en frío y facilitar la respuesta del motor a bajas temperaturas, además de garantizar un reducido consumo de aceite sin comprometer la limpieza del motor y la duración del lubricante. Los modelos SAE 0W12 y SAE 0W8 cuentan con grados de viscosidad muy bajos que contribuyen al ahorro de combustible.

Motul completa su oferta de lubricantes para motor con SAE 0W20, lubricante de baja viscosidad que permite una buena protección frente al desgaste y que cumple con los requisitos de calidad API SN-RC (Resource Conserving) e ILSAC GF-5, y el aceite de motor SAE 0W16 que cumple la especificación API SN. Todos los lubricantes están disponibles en envases de diferentes tamaños (1, 4, 20 y 208 litros) y son compatibles con sistemas de post-tratamiento.

El mecanismo de transmisión de los vehículos híbridos eléctricos e híbridos eléctricos enchufables es particularmente complejo, ya que incluye dos fuentes de propulsión, una mecánica y otra eléctrica, que desempeñan un papel crucial en el rendimiento energético general del vehículo. Con el fin de proteger ambas fuentes de propulsión, Motul ha desarrollado un lubricante dieléctrico que incluye componentes que proporcionan el aislamiento necesario para evitar la disipación de la energía a través del fluido.

Motul DHT e-ATF es un lubricante 100% sintético que evita la corrosión de los componentes mecánicos y eléctricos, garantizando la longevidad y seguridad de los principales componentes del sistema, a la vez que asegura un aislamiento óptimo frente a los altos voltajes a los que puede estar expuesto el vehículo. La resistividad eléctrica mide la capacidad del fluido para evitar la disipación de la energía eléctrica: cuanto mayor es, mejor es el rendimiento general y el kilometraje del vehículo.

La mejora en el rendimiento del vehículo es resultado de la existencia de una viscosidad adecuada del producto. El nivel de viscosidad de Motul DHT e-ATF ayuda a las piezas mecánicas a moverse de forma conjunta, reduciendo así el consumo de combustible del vehículo e incrementando su kilometraje. El fluido Motul DHT e-ATF cumple las especificaciones de baja viscosidad JASO 1A - LV.

La gama Hybrid se completa con el anticongelante de nueva generación e-AUTO COOL, elaborado a base de Monoetilenglicol, y una aditivación MOTUL P-Hybrid Tech, basada en la tecnología P-OAT (Phosphated-Organic Acid Technology). Este líquido refrigerante favorece el intercambio térmico permitiendo una mayor eficiencia de refrigeración del motor por el retraso del punto de ebullición. La tecnología P-Hybrid Tech prolonga la acción de protección anticorrosiva a pesar de las altas temperaturas de servicio, permitiendo la compatibilidad de convivencia con los residuos que se forman en el circuito durante la vida del radiador.

Motul ofrece un refrigerante de larga duración que cumple con los requerimientos de los estándares japoneses (JIS) y coreanos (KSM) solicitados por la mayoría de los fabricantes de vehículos asiáticos. Su composición a base de fosfato, sin aminas, nitritos, boratos ni silicatos, proporciona mayor protección y el intercambio térmico que asegura un óptimo funcionamiento del motor y del sistema híbrido.