La marca Fuchs se vuelca una vez más con sus clientes, mediante un renovado y exclusivo programa de incentivos que premia su fidelidad.

Así, los compradores lograrán magníficos regalos a través de los puntos que acumulen. Se trata, por tanto, de una campaña promocional que aporta a los clientes de Fuchs una valor añadido adicional.

Hasta final de año se obtendrán puntos por cada pedido, canjeables por regalos. Indicar que para comenzar a sumar puntos es imprescindible superar el volumen de compras de 2015.

Para ponérselo aún fácil a sus clientes, Fuchs ha creado una nueva herramienta online en que cada uno podrá consultar sus movimientos y seguir la evolución tanto de sus pedidos como de su acumulación de puntos.