En las furgonetas Volkswagen Crafter (modelos 2017-2020), fabricadas en un periodo concreto, existe la posibilidad de que el cristal se desprenda debido a un almacenamiento incorrecto de los cristales por parte del proveedor.

Se puede producir una entrada de agua en el habitáculo y, en el caso más desfavorable, el cristal se puede desprender completamente. La pérdida de un cristal puede poner en peligro a los vehículos que circulan por detrás, informa el Ministerio de Consumo, a través de su Red de Alertas (Nº: CCAA-288/2020).

En consecuencia, Volkswagen Group España Distribución ha comunicado a las autoridades de Consumo de la Generalitat de Cataluña el problema del vehículo y las medidas que voluntariamente ha adoptado, consistentes en contactar con los propietarios de los vehículos afectados, para comprobar y sustituir las ventanillas laterales y/o las lunetas.