Se ha inaugurado en Tenerife un nuevo Centro de Atención para la Primera Infancia, situado en la Aldea Infantil de El Tablero. Con la construcción de este centro -que ha sido financiado con la ayuda de la Red de Concesionarios Chevrolet- los niños tinerfeños con menos recursos podrán recibir un cuidado integral de mano de profesionales especializados durante los primeros años de su vida.

Hace ya 2 años, con motivo del centenario de la marca, Chevrolet se comprometió a donar 100 coches a Aldeas Infantiles SOS en toda Europa, uno por cada año cumplido. Con esta iniciativa, Chevrolet ha contribuido a facilitar la movilidad de los niños que más lo necesitan. 8 de esos coches se entregaron a cada una de las Aldeas Infantiles SOS situadas en nuestro país. Concretamente en Tenerife se donó un Captiva 2.2d LTZ, un SUV muy versátil de siete plazas, con el que los niños de la Aldea han podido acudir al colegio, al médico, a actividades extraescolares... mejorando con ello la calidad de vida de las madres SOS y de los chicos y chicas a su cargo.
En España se dio un paso más allá, la red de concesionarios Chevrolet se involucró aún más en este proyecto a favor de los niños desfavorecidos. Y ha participado aportando una cantidad económica por cada coche vendido, ayudando -junto a otras empresas como Lidl y Oriflame- a financiar la construcción de esta "Peque Aldea", como llaman cariñosamente a este centro de atención a la infancia vulnerable.
Con esta nueva guardería, Aldeas Infantiles SOS incrementa la cobertura de atención que dedica a las familias con menos recursos y avanza en su objetivo de brindar a los niños un entorno protector y de cuidados donde sea posible su adecuado desarrollo.
Chevrolet ha donado en total 102 coches a la organización y en Europa ya ha conseguido recaudar una gran cantidad de fondos para distintos fines de la misma. En España se repartieron entre las Aldeas 3 familiares Orlando de 7 plazas, 2 SUV Captiva de 7 plazas y 3 urbanos Aveo.