“Desde la Asociación Española de Fabricantes de Automóviles y Camiones valoramos positivamente la puesta en marcha de este nuevo plan para estimular la compra por parte de familias y empresas de vehículos con tecnologías alternativas (propulsados por electricidad, gas o hidrógeno)”. Según indica ANFAC en un comunicado, “el incremento de la cuota de mercado de este tipo de vehículos, que hoy apenas es un 0,5%, redundará en lograr una movilidad más eficiente y baja en carbono, además de sus efectos positivos en la calidad del aire”.

Desde la patronal creen que, con el Plan Movalt, también se abre la posibilidad de que futuras dotaciones puedan dar continuidad en el tiempo a los estímulos. “Creemos que esta continuidad contribuirá a evitar la ralentización en las matriculaciones de vehículos con tecnologías alternativas en nuestro país”. En este sentido, ANFAC recuerda que las mejores cifras de matriculaciones de estos vehículos se obtuvieron mientras estaban vigentes los anteriores planes Movele y Movea.

Asimismo, desde ANFAC valoran como “muy positivo” el estímulo que desde este plan se da para la instalación de nuevas infraestructuras destinadas a la recarga de los vehículos eléctricos. “Potenciar el binomio vehículo/infraestructura es un aspecto primordial para favorecer la movilidad alternativa”, indica la patronal, para añadir que la transición hacia una movilidad baja en carbono necesita del impulso de las administraciones hasta que ésta adquiera el adecuado ritmo.

La asociación espera que esta transición hacia una movilidad baja en carbono se acompañe de otras medidas por parte de la Administración, tales como la modificación de la actual figura del Gestor de Carga. “El objetivo de este cambio tiene que ser el favorecer el despliegue de la infraestructura de recarga de una manera eficiente, ágil y flexible”, añade.

Además, ANFAC no olvida la importante vertiente industrial para España, ya que muchos de los vehículos alternativos que están a la venta se fabrican en nuestro país, algunos de ellos en exclusiva para todo el mundo. Actualmente, en las plantas españolas se ensamblan más de una decena de vehículos alimentados por energías alternativas: cuatro modelos eléctricos, así como siete turismos y un vehículo industrial que pueden alimentarse por gas.