La Asamblea General de Apcas, celebrada el pasado 22 de octubre, sirvió para aprobar las cuentas de 2015 y el presupuesto para 2017, aunque también fue el espacio elegido por su presidente, Fernando Muñoz Echevarría, para hacer balance de los tres años y medio que su equipo de gobierno lleva al frente de la asociación. En este periodo se ha potenciado la formación a través del Centro de Estudios (Ceaps) y se ha apostado por las nuevas tecnologías para dotar a los peritos de nuevas y mejores herramientas que les permitan dar un servicio de mayor calidad a sus clientes.

Asimismo, Muñoz Echevarría destacó los acuerdos a los que se ha llegado desde Apcas con entidades como el Banco Sabadell, para obtener condiciones ventajosas para los asociados, mientras que en el apartado de formación, resaltó el éxito de los cursos de acceso a la profesión que se organizan con ICEA, con los que este último año se han formado 72 personas. En cuanto a la formación continua, se ha realizado una importante labor para adaptarse a las necesidades de los profesionales de la pericia y llegar al mayor número de ellos.

El presidente también hizo una mención especial a XT50, el software de gestión pericial integral (Valoración de Autos y Riesgos Diversos), que ya es capaz de sincronizarse con los más avanzados sistemas de gestión de las aseguradoras que operan en nuestro país. El responsable recalcó que ninguna asociación en Europa ha acometido un proyecto de este calibre y afirmó que ha servido para mejorar la imagen del colectivo.

Por último, Fernando Muñoz Echevarría explicó el que considera el proyecto más importante de Apcas, que será la definición y promoción de un estándar sectorial de intercambio de información y comunicaciones entre los distintos actores que intervienen en los servicios solicitados por las compañías aseguradoras y los profesionales de la pericia para la gestión del siniestro. Para ello, se ha elaborado con Tirea un borrador de un documento técnico de definición del estándar, base sobre la cuál trabajar con el resto de agentes implicados en el mercado asegurador, el mundo del siniestro y de la reparación que deseen participar en su proceso de definición.

Antes de comenzar la Asamblea, tuvieron lugar dos presentaciones de interés para los asociados. En la primera se dio a conocer la Federación Internacional de Peritos (IFAA), de la mano de Iván Casana, secretario de la organización, quien animó a los asociados a que se registren en la IFAA para poder acceder a todos sus servicios y formar parte de esta red internacional. A continuación, Harriet Bateman, de RGL Forensics, habló sobre la valoración de la pérdida de beneficios, explicando el trabajo de su compañía.

Finalmente, un testimonio humano de lucha y superación aportó el momento emotivo a la Asamblea y sirvió como cierre de la misma. Mariano Villa, asociado a Apcas desde hace casi 25 años, relató a los presentes su experiencia personal en la lucha contra el cáncer, con la intención de ayudar a otras personas que puedan estar pasando por lo mismo, trasladando un mensaje de optimismo y energía.