La Asociación Catalana de Recambistas (CIRA) y la Federación Catalana de Talleres de Reparación de Automóviles (Fecatra) enviaron, el pasado 30 de marzo, una carta a Montserrat Vilalta, directora general de Comercio de la Generalitat de Cataluña, para expresarle su desacuerdo de que distribuidores de recambios y talleres no estén incluidos como beneficarios en las medidas de apoyo extraordinarias para negocios que se han visto afectados por la pandemia del Covid-19, recogidas en el Real Decreto-ley 5/2021, de 12 de marzo.

Pues bien, en otra misiva dirigida a Celso Besolí Capdevila y Juan Rodríguez Perdigones, presidentes de Fecatra y CIRA, respectivamente, la directora general responde que se trata de un tema competencia de las instituciones estatales, que no está claro todavía cómo se llevarán a cabo estas ayudas y que la Generalitat ya ha manifestado su desacuerdo con los CNAE incluidos, ya que no representan a todos los sectores.

Desde CIRA informan en su página web que esperan que “la Generalitat haga suya nuestra reivindicación y su petición sea oída en los foros en los que está representada”.