La Confederación Española de Talleres (Cetraa), en el momento crucial en el que se encuentra el sector por la llegada de importantes avances tecnológicos, se encuentra en posición de abogar no solo por el "derecho a reparar" del usuario, como venía haciendo hasta ahora, sino que también se ve en la obligación de defender el "derecho a conectar". Un derecho que se hace cada vez más necesario con la implantación, entre otros, del nuevo sistema eCall.

 

Este sistema, que ya se ofrece como extra en algunos vehículos de alta gama, es el conjunto de aplicaciones tecnológicas, basado en Internet (4G y 5G), que va a permitir acceder a la información del vehículo de forma online.

Mediante esta tecnología se realiza una llamada automática al servicio de emergencia 112, cuando un vehículo se ve implicado en un accidente de tráfico. Se trata de una medida enfocada al tratamiento post accidente, que una vez implantada de forma general, puede salvar centenares de vidas al año.

Además, el contar con esta tecnología en el vehículo permitirá otros usos como: asistencia en ruta (bCall), diagnóstico remoto del vehículo, programación del mantenimiento del vehículo, avisos de tráfico, gestión de flotas, ubicación de parkings, servicios de reserva, acceso a email, web, networking y entretenimiento.

Una vez aprobada la norma que permite el acceso a la información técnica del sistema eCall, Cetraa insta a que ésta se lleve a la práctica tal y como recoge el acuerdo adoptado por el Consejo de Ministros de la Unión Europea el 26 de mayo de 2014. Según este acuerdo, el sistema eCall ha de ser accesible a todos los operadores independientes sin discriminación, para su reparación y mantenimiento.

En este sentido, la entidad estima importante continuar actuando con apremio ante Bruselas, para que el legislativo europeo tenga en consideración el "derecho a conectar".

Cetraa considera que el consumidor es el principal beneficiado de un óptimo acceso a la información técnica de los profesionales del taller. Sin embargo, a día de hoy muchos usuarios desconocen tanto esta tecnología como sus derechos, al igual que ocurría (y sigue ocurriendo) con el derecho a reparar el coche sin perder la garantía en un taller multimarca.

El hecho que los talleres cuenten con acceso a la información técnica aumenta la competencia entre ellos y facilita la libertad de elección del usuario. Cetraa considera de vital importancia garantizar la libre elección de taller, permitiendo que la decisión de cada cliente sea lo más democrática posible, sin tener que estar supeditada al monopolio del servicio por parte de las casas oficiales.