Recientemente, el 13 de octubre de 2020, se publicó en el BOE el Real Decreto de igualdad retributiva entre mujeres y hombres. Esta nueva normativa nace con el objetivo de asegurar la igualdad de salario entre mujeres y hombres. Tienen que cumplirla todas las empresas; desde Cira están comprometidos con la igualdad entre mujeres y hombres, por lo que han publicado un post en su web en el que explican qué hay que hacer para adaptarse a la nueva ley.

Qué tienen que hacer todas las empresas

  • Pagar a mujeres y hombres por igual. A simple vista, puede parecer de cajón, pero si esta ley ha visto la luz es que no era tan de cajón y se ha tenido que regular: el trabajo de igual valor debe pagarse con idéntica retribución, independientemente de si se trata de trabajadores o trabajadoras.
    ¿Y cuándo tiene un trabajo el mismo valor que otro? Pues según el BOE: “Un trabajo tendrá igual valor que otro cuando la naturaleza de las funciones o tareas efectivamente encomendadas, las condiciones educativas, profesionales o de formación exigidas para su ejercicio, los factores estrictamente relacionados con su desempeño y las condiciones laborales en las que dichas actividades se llevan a cabo en realidad sean equivalentes”.
     
  • Asegurar la transparencia en materia de salarios. Es obligatorio para todas las empresas tener un registro retributivo donde se especifiquen los salarios, complementos y percepciones extrasalariales para todos los puestos de trabajo (incluyendo directivos y altos cargos), según la clasificación profesional de la empresa y la contenida en el convenio colectivo que se aplique. Este registro tiene que desglosarse por sexos para poder detectar desigualdades. La información contenida en el registro retributivo se referirá al año natural.
    La empresa tiene que asegurar que cualquier trabajador que lo desee pueda acceder a información contenida en el registro retributivo. En la empresas que tienen representación legal de los trabajadores, este acceso tiene que solicitarse a través de los representantes. En las empresas que no tienen representación legal de los trabajadores, estos pueden solicitar directamente el acceso, pero se limitará a las diferencias porcentuales que existieran en las retribuciones promediadas de hombres y mujeres según la clasificación aplicable de puestos de trabajo.
    Es de esperar que en la web del Ministerio de Trabajo pueda descargarse algún modelo para hacer este registro retributivo, pero por el momento no está disponible. 

Qué tienen que hacer las empresas de más de 50 trabajadores

Las empresas con más de 50 trabajadores tienen obligaciones que se añaden a lo que hemos indicado en el apartado anterior. Estas son las obligaciones adicionales:

  • Hacer una auditoria retributiva. El objetivo de esta auditoría es realizar el diagnóstico de la situación retributiva en la empresa. A partir del diagnóstico, se pasa a la acción elaborando y aplicando un plan de igualdad.
     
  • Elaborar y aplicar un plan de igualdad. El objetivo de este plan es actuar para corregir desigualdades retributivas. En este plan de igualdad se tienen que detallar objetivos, actuaciones concretas, cronograma y personas responsables de su implantación y seguimiento.

Cuál es el plazo de aplicación de la nueva normativa de igualdad retributiva

La nueva norma de igualdad retributiva tiene que aplicarse en un plazo de 6 meses desde la fecha de publicación de la misma (14/10/20). Es decir, a partir del 14/04/21, todas las empresas tienen que aplicar los principios de igualdad de salarios entre mujeres y hombres y transparencia con registro retributivo incluido.
En lo que respecta a las medidas adicionales de llevar a cabo una auditoria retributiva y elaborar/aplicar un plan de igualdad, el número de trabajadores a partir del cual será obligatorio el cumplimiento se irá reduciendo progresivamente. Este es el calendario para la aplicación de estas medidas adicionales:

  • En un plazo de 6 meses a partir de la publicación del Real Decreto de igualdad retributiva entre mujeres y hombres (14/10/20), es obligatorio para todas las empresas que tengan más de 150 trabajadores.
  • Desde el 7 marzo de 2021, será también obligatorio el cumplimiento para empresas que tengan entre 101 y 150 trabajadores.
  • A partir del 7 de marzo de 2022, será también obligatorio para empresas de entre 50 y 100 trabajadores.