Continental, fabricante alemán de componentes para automóviles, celebra en 2014 el inicio de la producción a gran escala de la transmisión automática de doble embrague para vehículos.

La compañía resaltó que desde el lanzamiento de esta tecnología - hace una década - se ha incrementado su demanda en todo el mundo, especialmente en los mercados de Europa y China, debido a su suavidad en el cambio de marchas, la mejora de la respuesta y la reducción del consumo de combustible que permite.

El jefe de la división de Transmisiones de Continental, Rudolf Stark, destacó en este sentido que Continental ha trabajado en el campo de las cajas de cambio automáticas de doble embrague desde la década de los 90, antes de resaltar que para su desarrollo utilizaron su experiencia en las transmisiones automática y de variador continuo.

"Esto significó que en 2003 estábamos en disposición de hacer un contribución crucial en el lanzamiento de esta tecnología de caja de cambio", apuntó seguidamente.