Corve (Cetraa Girona) ha instaurado una distinción a los tres mejores alumnos de los Ciclos Formativos de Grado Medio de Electromecánica de Vehículos de los institutos que los imparten: Montilivi, Baix Empordà y Narcís Monturiol. La convocatoria será anual y la entrega se realizará rotatoriamente en uno de los institutos participantes.

Este año ha tenido lugar en el Instittuto Montilivi, con la presencia del presidente de Corve, Jordi Solà Codony; el director del instituto anfitrión, Rubén Pino García; el director general de AD BOSCH y patrocinador de uno de los obsequios, Josep Bosch Merino; representantes del resto de institutos, miembros de la comunidad docente, empresarios, los alumnos premiados y sus familiares.

Además de con el diploma clasificatorio, los estudiantes galardonados recibieron una plaza en un curso técnico profesional en el centro Grup Eina Digital AD por gentileza de AD BOSCH, a elegir por el premiado. Los alumnos clasificados en primer lugar recibieron también un cheque con un importe de 100 euros. Grup Eina Digital AD es un centro de formación de referencia en el sector por la calidad y tecnicidad de los cursos impartidos.

El director del instituto agradeció el esfuerzo del sector en la divulgación y la dignificación de la formación profesional “como clave y oportunidad para acceder al mercado laboral en el sector, así como la implicación de los empresarios gerundenses en las prácticas de los alumnos, como elemento fundamental en su formación”.

Por su parte, el presidente de Corve destacó en su intervención que “la implementación de los premios responde a la necesidad de motivar a los jóvenes para que escojan la Formación Profesional como vía de acceso a su futuro laboral y, haciendo una inmersión directa en el sector con esfuerzo, capacidad de aprendizaje y reciclaje, podrán alcanzar una ocupación importante, sin tener nada que envidiar a otras vías de estudio que tradicionalmente se han definido como 'superiores', a las cuales también podrán optar si lo prefieren al acabar el ciclo”.

Solà resaltó también “el papel de los docentes de los institutos por su implicación y dedicación en la formación y orientación de los alumnos, que sin duda también es fundamental, además de la buena predisposición de los equipos directivos por apoyar a los departamentos de FP”.