El presidente de la Asociación Nacional de Importadores de Automóviles, Camiones, Autobuses y Motocicletas (Aniacam), Germán López Madrid, defiende el mantenimiento del Plan Pive en las condiciones actuales, pues ha demostrado ser un programa que ha dado resultados.

 

"Hay que seguir la máxima de que lo que funciona bien es mejor no tocarlo y dejarlo como está. Sobre todo por la importancia de que sirva de estímulo para dar de baja un automóvil antiguo y poco seguro y poder renovar el viejo parque que tenemos", agregó el dirigente.

Asimismo, López Madrid apuntó que no está "todo hecho", ya que hay que mantener la tendencia alcista del mercado por encima de todo, a pesar de que la previsión es que la próxima edición del Plan Pive, la octava, tendrá modificaciones en comparación con las anteriores, diferencia que no puede limitar este crecimiento.

El presidente de Aniacam destacó al respecto que el programa de incentivo a la compra de coches nuevos a cambio de achatarrar uno antiguo ha sido un factor clave para reactivar el mercado y se sitúa como la locomotora de la recuperación económica de España.

Para el conjunto del año, Aniacam considera que si el Pive 8 "es atractivo para decidir las compras de un vehículo nuevo", se podría superar la barrera del millón de turismos y todoterrenos matriculados.