El Soto de Viñuelas, en Tres Cantos (Madrid) fue el marco elegido por Hella España para reunir a su red de distribución, rendirles un cálido homenaje y celebrar el medio siglo de existencia de la compañía. El acto comenzó con la intervención de Ismael Carmena, director general, quién expresó el deseo de que la actual red de distribución “trabaje con nosotros muchos años. El futuro no es un regalo, es una conquista, y desde Hella trabajamos para seguir siendo una marca de valor, pero también una empresa de personas que busca la seriedad, que apuesta por el trabajo y la profesionalidad y que ofrece soluciones. En definitiva, creo que la distribución tiene en Hella un socio potente, serio y fiable: un socio de futuro”.

 

Durante el acto, también se homenajeó al anterior director general, Luis Carmena, a quien se le nombró director honorífico a nivel mundial de Hella, “por haber sentado las bases de lo que hoy es Hella en España, multiplicando por 8 la facturación de la compañía en dos décadas”.