Las ventas de vehículos propulsados por gas natural comprimido (GNC) en Europa se han triplicado en los últimos cinco años, mientras durante el mismo periodo se han multiplicado por seis en nuestro país.

 

Señalar, no obstante, que el interés por el gas natural comprimido como combustible alternativo aún se encuentra en la fase inicial en España y, entre otros factores, el lanzamiento simultáneo del Seat León TGI y el Mii Ecofuel en 2014 ha actuado como motor para su crecimiento y desarrollo.

España se ha convertido en el tercer mercado más importante para Seat en tecnología GNC, después de Italia y Alemania. En este sentido, indicar que en los seis primeros meses de 2015, la marca de automóviles ha vendido más vehículos de GNC en España que en el conjunto de 2014.

Para continuar en esta línea de desarrollo e impulso, el vicepresidente de Relaciones Gubernamentales e Institucionales de Seat y del Grupo Volkswagen en España, Ramón Paredes, y el director general de HAM, Antonio Murugó, firmaron un acuerdo estratégico para potenciar el gas natural comprimido de uso vehicular en los próximos dos años.

Se trata de una apuesta clara de ambas compañías por este combustible alternativo como energía ecológica y sostenible que garantiza, en el corto plazo, una importante mejora en la calidad del aire por sus bajas emisiones y coste económico.

Murugó, declaró que el GNC es el combustible alternativo al petróleo, sobradamente probado y mucho más económico, y el que garantiza una importante mejora en la calidad del aire por sus bajas emisiones.

"Nuestro gran crecimiento nos permite desarrollar una tecnología puntera al servicio de las energías menos contaminantes y una de nuestras realidades es la nueva estación de servicio que se pondrá en marcha en Abrera los próximos días, con una clara apuesta por el uso del gas natural para vehículos", agregó seguidamente.

Por su parte, Paredes apuntó que "el compromiso de Seat con la sostenibilidad es firme y este hecho se está trasladando gradualmente a los mercados en los que operamos: el 66% de las ventas mundiales de SEAT y el 80% en España son vehículos con emisiones de CO2 inferiores a 120g CO2/km".